20 de noviembre de 2017

INICIO > LATINOAMERICA > Perú

LA “IZQUIERDA EN PERU: ¿FURGÓN DE COLA O “MILITONTO”?

Por: Atanasio Borja.

7 de marzo de 2012

Olmedo Aurich, dirigente de la CGTP, Sute y Patria Roja abrazando a Ollanta Humala

“En la izquierda peruana es moneda común que en determinados momentos aparezcan voces disociadoras que se dedican con mucho ahínco, esfuerzo y empeño en querer llevarnos al pie del abismo, para luego arrastrarnos a un enfrentamiento estéril y pueril.”Coincidiendo con Fredy León, en su artículo titulado: Los que no bailan conga, pero aplauden con la derecha y que apareció en la web de un aliado al oficialismo.

Es de reconocer que fueron muy acertadas las declaraciones del re-reelecto secretario general de la CGTP, Mario Huamán, respecto al cumplimiento de los compromisos que Ollanta Humala hizo durante la campaña electoral; al mismo tiempo que la máxima organización de los trabajadores se pronunció en apoyo a las protestas en Cajamarca. Sin embargo no sabemos si Huamán declaró solamente a título de la CGTP o en su calidad de militante del Partido Comunista Peruano ya que la aún existente organización política debe “tocar con pinzas” el tema, ante el temor de ver perjudicado los puestos de trabajo generosamente otorgados por Ollanta.

La prueba es que “con pinzas” trató Teòfilo Bellido en su “nota informativa” titulada: Tensión en Cajamarca a pocas horas del paro regional, se limita simplemente a repetir lo que todos ya sabemos por televisión o periódicos, para finalmente “opinar” que “No convirtamos a Conga en el punto de quiebre de los propósitos de cambio en nuestra patria por lo que votaron millones de peruanos. El pueblo peruano no quiere otro baguazo.”

Fredy León califica de “militonto” a quien no es parte de la alianza Gana Perú pues la presencia de su partido no se limitaba a la negociación de cupos en la lista al Parlamento. El “militonto” cree que la carencia de la cultura de debate- de la que habla León- se da en quienes abandonaron los principios originarios de su propio partido.

Haciendo eco a lo dicho por León: La comprensión de la dialéctica de la vida no se encasilla a esquemas preconcebidos; pero si el famoso ultimátum de Bush era: “o estas conmigo o con el enemigo”, León y el PC Unidad asumen como un axioma: “del lobo un pelo”.

El “militonto” coincide con León en que el debate al interior de la izquierda no debe ser para destruir al contrincante, pero no cree que la mejor solución a la supervivencia de un partido senil sea unirse oportunistamente a quien cinco años atrás nos dejó “tirando cintura”.

El próximo intento por la construcción de un frente de izquierda pasará por la unidad con el pueblo, con “los de abajo” y de ninguna manera con dirigentes que convirtieron en sindicato a su propio partido, haciendo del sindicato la razón de su existencia o supervivencia.

El “militonto” no batalla por “debilitar a los demás” ya que son las propias bases las que debilitan a su organización, desconociendo a sus dirigentes, rompiendo la unidad y creando organizaciones paralelas; en ese sentido no es posible destruir lo ya destruido; de ahí que los “izquierdistas” de Ollanta sean los más esperanzados en la continuidad de la Alianza Gana Perú, de no ser así, su destino sería más incierto de lo que es ahora.

La reflexión del “militonto” lo lleva al convencimiento de la vigencia del marxismo leninismo, a diferencia de quienes en su “renovación ideológica” niegan la existencia de la lucha de clases como nos dijera con claridad en una entrevista el desaparecido Secretario General del mismo Partido Comunista – antes de sus divisiones, Manuel Ugarte; de ahí las duras disputas internas.

Ese “militonto” forma parte de los “radicales” o “ultras” acusados por los gobiernos de turno, de promover la inestabilidad del país- después de todo, no hay medio de comunicación que no nos difame - A diferencia del PC Unidad, nosotros somos quienes conservamos una estructura nacional, convirtiéndonos probablemente en la organización más numerosa y consolidada, además de una importante presencia en el movimiento popular, principalmente en el magisterio y en los Frentes Regionales.

Este militonto” tiene autoridad moral para criticar al actual gobierno porque no le debemos nada, porque no nos vendimos ni somos furgón de cola, porque muchos militantes forman parte del Movimiento Nueva Izquierda, frente que pudo inscribirse ante el Jurado Nacional de Elecciones y hoy cuenta con un gobierno regional y varios municipios locales. ¿lo mismo pueden decir otros?

Finalmente, para el “militonto”, el próximo intento por la construcción de un frente de izquierda pasará por la unidad con el pueblo, con “los de abajo” y de ninguna manera con dirigentes que convirtieron en sindicato a su propio partido, haciendo del sindicato la razón de su existencia o supervivencia.

DIEZ DÍAS QUE ESTREMECIERON AL MUNDO
John Reed.
PREFACIO DEL AUTOR Este libro es un trozo de historia, de historia tal como yo la he visto. (...)
TORTURADORES & CIA.
Autor: Xabier Makazaga.
MEMORIA DE UNA GUERRA Perú 1980-2000
FICHA TÉCNICA Análisis histórico-político Páginas: 321 Año: Abril 2009. Precio para (...)