16 de marzo de 2018

INICIO > LATINOAMERICA > Perú

DESAPARECIDOS EN PERU DEL SIGLO XXI: LA POLITICA COLONIAL DE ALAN GARCIA

Por: Mauricio Quiroz Torres*

15 de julio de 2009

DEFENSORIA DEL PUEBLO MIENTE. LOS DESAPARECIDOS EN LA MATANZA DE BAGUA

Un hecho reciente acaba de infringir otra severa derrota al Estado Peruano sobre su ocultamiento de la matanza de Bagua y sus secuelas como las desapariciones de personas; y revela que la política de desapariciones continua latente y que la política de empleo de instituciones “independientes” para legalizar informaciones falsas sigue siendo otra practica habitual del Estado Peruano tal y como sucedió en la década de 1980-1990 cuando se enfrentó la lucha armada del PCP del Dr. Abimael Guzmán, conforme lo demostró la Comisión Investigadora de Uchuraccay-Ayacucho presidida por el novelista oligárquico Mario Vargas Llosa.

Este hecho ha sido la aparición en Bagua del hijo de un desparecido. Veamos.

POLITICA DE DESAPARECIDOS CONTINUA

A pesar que la Defensoría del Pueblo, colocándose de escudero del gobierno de Alan García en Perú, sostuvo que no hay desaparecidos indígenas por la matanza de Bagua del 5 de Junio pasado acaba de aparecer un nombre de un desaparecido: NELVIN WASURN KASEN, que dada la lejanía y cultura del campesinado indígena amazónico comprueba que en esta lucha entre el Estado Peruano y los pueblos, la política colonial de desaparecidos sigue siendo una práctica habitual. Esta política que recibimos de los conquistadores españoles lo siguen practicando sus herederos criollos republicanos.

Pero no solo es él sino que hay otros seis indígenas de la comunidad de Galilea que NO HAN RETORNADO. A esto hay que sumar que de las Comunidades de Nazareth y Shapisa han desaparecido también ONCE INDIGENAS.

O sea existen 18 DESAPARECIDOS que no aparecen en los listados que circula alegremente el Estado Peruano por el mundo y que irónicamente alegra a muchos gobiernistas, medios de comunicación entreguistas, instituciones aparentemente ajenas al Gobierno y espadachines a sueldo del Estado Peruano.

Una de estas instituciones, es la Defensoría del Pueblo. Y estos recientes desaparecidos denunciado por fuente confirmada- como líneas abajo- comprueba que el Informe de la Defensoría del Pueblo busca ocultar esta política de desaparecidos del actual régimen político peruano.

En efecto, Lewis Wasum Tsamajai, de 17 años, viajó hasta Bagua Grande desde la comunidad de Galilea, junto con sus hermanos, en búsqueda de su padre Nelvin Wasum Kasen, del que no tienen noticias desde el 5 de junio. Su dolor se ha hecho mas agudo pues internacional y nacionalmente su padre no figura en el listado de detenidos.

“Quiero recuperar a mi papá y hasta ahora no lo consigo. Me dijeron que estaba muerto y fui con mis hermanos, caminando ocho días, sin comer y sin tomar agua y durmiendo en la carretera. Hemos sufrido mucho”, declaró.

Si bien Lewis recibió noticias de que su padre, identificado con DNI Nº 80619336, podría estar en la comunidad de San Pablo, en Cóndorcanqui, se duda de dicho rumor porque por cultura, los indígenas retornarían a su comunidad si ya acabó inclusive la lucha indígena por preservar sus territorios al amparo del Convenio 169 de la Organización Internacional del Trabajo que vanamente el gobierno peruano buscó entregar a poderosas transnacionales. Aún así, el hijo de Nelvin Wasum Kasen exige ayuda a las Autoridades para poder viajar y confirmar o descartar estas informaciones.

Para la verdad histórica y felizmente, el padre de Lewis fue fotografiado por el diario local de Bagua, “Ahora”, el pasado 8 de junio (ver fotografía), mientras la policía lo bajaba de una camioneta policial para trasladarlo a la Dinincri de Bagua Grande.

Sin embargo, su nombre no figura entre las personas detenidas ni procesadas consignadas por la Defensoría del Pueblo. Tampoco en los listados de personas que regresaron a sus comunidades.

Porqué no aparece Nelvin Wasum Kasen en las listas oficiales que circula el Estado Peruano. La respuesta es sencilla: lo deben haber victimado EN REPRESALIA por la muerte de los Policías, tal y como hicieron marinos, soldados, ronderos, etc. en la sierra central peruana en la década del 80 cada vez que se atacaban comisarías, pueblos, etc.

De no ser por esa fotografía periodística, el Estado peruano aparecería sin culpa alguna. Debemos exigir que aparezca con vida.

La desaparición de Nelvin Wasum Kasen no ha sido reportada en el informe de la Defensoría del Pueblo difundido hace poco por esa institución que dirige Beatriz Merino, que afirma que hasta el momento no existen desaparecidos. La Defensoría del Pueblo debe corregir su lista y debe instalarse una Comisión Internacional de la Verdad por la Matanza de Bagua que esclarezca este tipo de denuncias contra el Estado Peruano.

USO DE INSTITUCIONES PRESUNTAMENTE INDEPENDIENTES PARA LEGALIZAR MENTIRAS DE GOBIERNOS

El hijo de Nelvin Wasum Kasen ha desnudado también las mentiras oficiales recientemente difundidas a nivel mundial de que no hay desaparecidos por la Matanza de Bagua del 5 de Junio porque presuntamente se había empadronado a todos.

Las palabras de Lewis son contundentes: “Dicen que se han regresado todos a su comunidad pero es mentira, en otras comunidades faltan personas”.

Aseguró que de Galilea partieron 39 comuneros para participar en el paro amazónico pero que hasta el momento sólo han regresado 32, por lo que existirían siete personas “no habidas”, entre ellas su padre.

Además, denunció que en las comunidades awajún y wampis de Shapisa y Nazareth tampoco habrían regresado todos los comuneros. Lewis asegura que faltan siete comuneros en el caso de Shapisa y cuatro en la comunidad nativa de Nazareth (Imaza).

Esto revela una nueva forma de elaborar listas EN CONFLICTOS INTERNOS: No se visita ninguna comunidad y se apela a la autoridad de instituciones presuntamente independientes para legalizar las mentiras del Gobierno sobre desaparecidos.

Este tipo de Instituciones pontificadas como constitucionalmente autónomas en la Constitución fujimontesinista de 1993 son la Defensoria de Pueblo, el RENIEC, etc. E

En el caso de la lucha indígena contra los decretos legislativos vulneratorios del Convenio 169 de la OIT, para legalizar la verdad oligárquica del Estado Peruano, se ha empleado a la Defensoria del Pueblo.

COROLARIO

Renunciará Beatriz Merino, Jefa de dicha institución por propalar mentiras?. Creemos que no, pues como Yehude Simons, el renunciante Primer Ministro, se halla embarcada en planes político-electorales muy ajenos a revelar la verdad histórica de lo que aconteció en Bagua el 5 de Junio pasado.

Y frente a este hecho denunciado concretamente, el Parlamento Peruano determinará responsabilidades políticas en estas desapariciones de los indígenas luchadores?. Por un mínimo de decoro, debería investigar.

(*). Sociólogo. Vicepresidente de Instituto Pueblo Continente.

DIEZ DÍAS QUE ESTREMECIERON AL MUNDO
John Reed.
PREFACIO DEL AUTOR Este libro es un trozo de historia, de historia tal como yo la he visto. (...)
TORTURADORES & CIA.
Autor: Xabier Makazaga.
MEMORIA DE UNA GUERRA Perú 1980-2000
FICHA TÉCNICA Análisis histórico-político Páginas: 321 Año: Abril 2009. Precio para (...)