15 de noviembre de 2020

INICIO > OTRAS SECCIONES > Especiales

AMERICA LATINA EXPORTA “CHOLOS” BARATOS

Otra forma de esclavitud

8 de mayo de 2012

(Agencias).- En el primer trimestre de 2012 Bolivia obtuvo 238,6 millones de dólares por concepto de remesas enviadas por trabajadores bolivianos principalmente desde España (45,0%), Estados Unidos (21,9%), Argentina (13,9%), Brasil (2,9%) y otros países, informó el Banco Central de Bolivia (BCB).

El año pasado las remesas familiares ascendieron a 1.012,3 millones de dólares en Bolivia, 7,8% más que en 2010. Según el Fondo Multilateral de Inversiones del Banco Interamericano de Desarrollo (BID), en 2011 los países suramericanos recibieron remesas por 16.707 millones de dólares; los centroamericanos 13.171 millones y los caribeños 8.404 millones.

En enero de 2012 las remesas sumaron 71,8 millones de dólares, 9,4% menos que lo recibido en enero de 2011, debido principalmente al aumento de la tasa de desempleo en España hasta 23%, y a medidas de control del mercado cambiario en Argentina que dificultaron la adquisición de divisas y su posterior envió al exterior, precisó el BCB.

En el primer mes de este año las remesas provinieron principalmente de España (46,8%), Estados Unidos (20,1%), Argentina (15,3%), Brasil (2,8%) y otros países (15,1%), y llegaron a los departamentos de Santa Cruz (39,7%), Cochabamba (30,1%), La Paz (16,2%) y al resto del país.

En marzo de 2012 las remesas registraron 84,1 millones de dólares, 5,6% más que en febrero y 6% menos que en marzo de 2011. El primer trimestre del año las remesas sumaron 238,6 millones de dólares.

El presidente del BCB Marcelo Zabalaga estimó que las remesas descenderán a 1.002 millones de dólares en 2012 y se reducirán a 883 millones de dólares en 2013. Se prevé una caída de las remesas debido principalmente al descenso del número de inmigrantes en España.

El Instituto Nacional de Estadística (INE) de España informó que al 1 de enero de 2012 residían ese país europeo 47.212.990 personas, luego de aumentar en 22.497 (0,04%) el año pasado. Frente a ese leve ascenso de la población total, la cifra de extranjeros mermó en 40.447 (0,7%), hasta situarse en 5.711.040.

Entre los foráneos, los pertenecientes a la Unión Europea se incrementaron en 45.494 hasta 2.440.852 personas, mientras que los ciudadanos no comunitarios se redujeron en 85.941 hasta 3.270.188. Las comunidades de inmigrantes más grandes son la rumana (895.970, sube 3,5%), marroquí (783.137 y 1,2%), británica (397.535 y 1,6%), ecuatoriana (306.380, cae 15,1%) y colombiana (244.670, baja 10,4%).

A la estampida de extranjeros -primera caída de los últimos 15 años- hay que sumar la de 114 mil españoles en 2011, como consecuencia de la grave crisis económica que sufre la nación ibérica, recordó el diario Público